Estancia Don André

Llamada así en nombre de André Fenestraz, quien falleció en 2011, este campo de casi 200 hectáreas permite descubrir la esencia de la cultura de los peones argentinos y la tradición del gaucho. Es como si el tiempo se hubiese detenido en esta vasta expansión verde. Las pircas de piedra fueron construidas por los Jesuitas y los terrenos ocultos en el área de los valles son un recuerdo de lo que las manos humanas fueron tallando en estas tierras a lo largo de los siglos.
La producción de bifes de Aberdeen Angus, lo mejor que Argentina tiene para ofrecer, es la actividad principal de la Estancia Don André. 300 vacas y seis toros permiten a este campo producir las mejores carnes del mundo!

Ya sea meditando o trabajando con nuestros gauchos, la Estancia Don André ofrece una experiencia única, que es el resultado del sueño de la familia Fenestraz. Para desconectarse por completo y volver a los valores que la tierra significa, es posible alquilar la casa de invitados de la propiedad (puede albergar hasta 6 personas).